Aumentar potencia eléctrica en casa

La potencia eléctrica es aquella que determina la cantidad de electrodomésticos que se pueden conectar a la vez y que se tiene que suscribir con la comercializadora cuando se contrata la electricidad en la vivienda. Este concepto se mide en kilovatios (kW), pero lo más importante es que se considera el término fijo de la factura eléctrica y se trata de un gasto que se tiene que abonar incluso cuando no hay consumo eléctrico.

¿Cuándo hay que aumentar la potencia de luz?

El aumento de potencia eléctrica es una gestión sencilla, que se puede tramitar con cualquier comercializadora del mercado y existen dos razones por las que se puede solicitar esta acción:

Aumentar potencia eléctrica

¿Cómo sé la potencia eléctrica que necesito?

Calcular la potencia eléctrica necesaria es un factor fundamental, no solo para impedir que se corte el suministro repetidamente sino también para ahorrar en la factura de la luz y existen diferentes métodos para estimar este término como son los siguientes:

  1. Acuda a un electricista para que le asesore sobre la potencia de luz necesaria y debe pagar la visita a domicilio.
  2. Utilice una calculadora de potencia que estime el término más adecuado.

Otra opción que ha quedado relegada es la de conectar los electrodomésticos uno a uno e ir sumando la potencia eléctrica que van necesitando. Sin embargo, es un proceso muy lento y que quita tiempo al usuario.

Una vez que haya calculado este término, el cliente tiene que acogerse a una potencia normalizada como las que aparecen en el cuadro y que son idénticas para todas las comercializadoras:

Intensidad ICP (Amperios) Monofásica Trifásica
5.0 1.15 kW 3.464 kW
7.5 1.725 kW 5.196 kW
10 2.3 kW 6.928 kW
15 3.45 kW 10.392 kW
20 4.6 kW 13.856 kW
25 5.75 kW 17.321 kW
30 6.9 kW 20.785 kW
35 8.05 kW 24.249 kW
40 9.2 kW 27.713 kW
45 10.35 kW 31.177 kW
50 11.5 kW 34.641 kW
63 14.49 kW 43.648 kW

Elija exhaustivamente la potencia eléctrica de su vivienda porque solo puede ser modificada una vez al año.

¿Cómo aumento la potencia eléctrica?

Tras decidir la potencia eléctrica que se quiere contratar, se debe contactar con la comercializadora que le ofrezca mejores condiciones y facilitarle toda esta información al operador:

  • Nombre, apellidos y DNI del titular de electricidad.
  • Dirección de la vivienda.
  • Potencia eléctrica actual y la nueva que se quiere contratar.
  • Código Universal del Punto de Suministro (CUPS) que se encuentra en una factura de luz o se solicita a la distribuidora de su zona.
  • Cuenta bancaria.
  • Boletín Eléctrico solo es necesario cuando se supera la potencia permitida en la instalación.

Esta tramitación se efectúa en un plazo de 15 a 20 días hábiles, donde tiene que acercarse un técnico autorizado a la vivienda del consumidor para modificar el ICP y es posible que reciba una última factura con la anterior potencia contratada.

Esta tramitación se efectúa en un plazo de 15 a 20 días hábiles

¿Cuánto cuesta aumentar la potencia eléctrica?

El aumento de potencia eléctrica supone un coste para el cliente, que tiene que pagar a la distribuidora en la siguiente factura de la luz y que toma como referencia los siguientes derechos para calcularse:

  1. Derechos de extensión: 17,37€/kW + IVA.
  2. Derechos de acceso: 19,70€/kW + IVA.
  3. Derechos de enganche: 9,04€ + IVA. 

Autor

Jaime Arbona Jaime Arbona Palancar es experto en el mercado de la electricidad y de los comparadores online.

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar