Calcular potencia a contratar

¿Qué potencia eléctrica necesito?

La potencia contratada es la velocidad a la que se consume la energía, permitiendo poder conectar una serie de aparatos eléctricos al mismo tiempo y contratándose este concepto con la comercializadora cuando se da de alta la electricidad en una vivienda.

La elección del término de potencia es una decisión única y exclusiva del cliente puesto que se basa en las necesidades que tiene que cubrir en ese momento. La potencia eléctrica se mide en kilovatios (kW) y determina el concepto fijo de la factura de la luz.

¿Qué potencia eléctrica es necesaria?

El cliente debe decidir qué potencia contratada es necesaria en el inmueble, no solo si se está adquiriendo por primera vez sino también para aquellos domicilios que ya la tienen suscrita y que puede ser excesiva o insuficiente dependiendo del caso.

El término de potencia también es importante para estimar el consumo de electricidad e incluso comparar las tarifas de luz para buscar la más económica del mercado. Por ello, se puede calcular o estimar la potencia eléctrica utilizando cualquiera de las siguientes vías:

  1. Solicitar asesoramiento de un electricista autorizado que cobra por la valoración.
  2. Emplear una calculadora de potencia eléctrica.
  3. Sumar la potencia contratada de cada electrodoméstico aunque esta forma implica un gasto de tiempo innecesario.

Un aspecto que el consumidor tiene que tener en cuenta es que las potencias están normalizadas, lo que implica que cualquier contratación o cambio debe hacerse tomando como referencia estos términos y son los que se exponen en la siguiente tabla:

Intensidad ICP (Amperios) Monofásica Trifásica
5.0 1.15 kW 3.464 kW
7.5 1.725 kW 5.196 kW
10 2.3 kW 6.928 kW
15 3.45 kW 10.392 kW
20 4.6 kW 13.856 kW
25 5.75 kW 17.321 kW
30 6.9 kW 20.785 kW
35 8.05 kW 24.249 kW
40 9.2 kW 27.713 kW
45 10.35 kW 31.177 kW
50 11.5 kW 34.641 kW
63 14.49 kW 43.648 kW

¿Cuándo cambiar la potencia contratada?

Los trámites relacionados con la potencia eléctrica no solo se efectúan cuando se va a contratar la electricidad, puesto que también existen otras gestiones relacionadas con este concepto que se tienen que tener en cuenta y que puede derivar en dos casos dependiendo de las condiciones de cada consumidor:

  • La reducción de potencia contratada implica que se tiene un término muy elevado, lo que significa que está pagando por unos kW que no está utilizando y se necesita disminuir para ahorrar en la factura de luz.
  • El aumento de potencia eléctrica evidencia una carencia de kW en la vivienda, que queda demostrado cuando salta el Interruptor de Control de Potencia (ICP) cortando el suministro de electricidad momentáneamente y deja patente que se tiene que subir el término contratado.

¿Qué necesito para contratar o modificar la potencia eléctrica?

Cuando se quiere tanto contratar como modificar la potencia eléctrica actual, el cliente tiene que ponerse en contacto con una comercializadora que le ofrezca una buena tarifa y facilitar toda la información necesaria para llevar a cabo el trámite con el operador que le atiende:

  1. Nombre, apellidos y DNI del titular en electricidad.
  2. Dirección de la vivienda.
  3. Potencia contratada anterior y nueva.
  4. Código Universal del Punto de Suministro (CUPS) que aparece en cualquier factura anterior o se solicita a la distribuidora de su zona.
  5. Número de cuenta donde domiciliar los pagos.

Si la persona es un nuevo inquilino debe saber que es conveniente realizar un cambio de titularidad en el suministro de luz, no solo para poder modificar todos los aspectos del contrato sino también para responsabilizarse del mismo y evitar problemas al anterior propietario.

¿Cuánto cuesta contratar la potencia eléctrica?

El precio por dar de alta la electricidad depende de la potencia que se contrate en el domicilio, lo que implica que el coste por contratar una potencia eléctrica es el mismo y se deben pagar los siguientes derechos a la distribuidora de su zona a través de la primera factura de la luz:

  • Derechos de extensión: 17.37€/kW + IVA.
  • Derechos de acceso:  19.70€/kW + IVA.
  • Derechos de enganche: 9.04€/actuación + IVA.

Los derechos de extensión tienen una validez de 2 años desde que el suministro fue dado de baja, lo que implica que durante este periodo no se abonará este importe si el cliente vuelve a solicitar el alta de luz y solo tendrá que pagar el resto.

¿Cuánto cuesta cambiar la potencia eléctrica?

Al igual que en nuevas contrataciones de electricidad, el trámite de cambiar el término de potencia también implica un coste, que puede ser mayor o menos dependiendo de tipo de trámite que se tenga que llevar a cabo:

  • El aumento de potencia implica parar estos importes por cada escala que se aumente.  
    • Derechos de extensión: 17.37€/kW + IVA.
    • Derechos de acceso: 19.70€/kW + IVA.
    • Derechos de enganche: 9.04€/actuación + IVA.
  • La reducción de potencia eléctrica incluye abonar este importe independientemente de las escalas que se rebajen.
    • Derechos de enganche: 9.04€/actuación + IVA.

¿Cuándo tendré la nueva potencia eléctrica?

El plazo para disponer de una nueva potencia varía dependiendo de la gestión, dado que la contratación de electricidad conlleva un tiempo de 5 a 7 días hábiles para todos los consumidores y los cambios se establecen en un periodo de 15 a 20 días hábiles sin suponer cortes en el suministro de luz.

La contratación de electricidad conlleva un tiempo de 5 a 7 días hábiles y los cambios se establecen en un periodo de 15 a 20 días hábiles

¿Ahorrar aún más en la luz?

En muchas ocasiones, el cliente quiere realizar una modificación de potencia eléctrica para ahorrar en el recibo, pero junto a este trámite también se pueden efectuar otras modificaciones como el cambio de compañía eléctrica.

Esta decisión puede permitirle buscar una tarifa de luz mucho más económica, siempre ayudándose de un comparador de electricidad online que investigue todas las opciones y determine cuál se ajusta más a las necesidades que tiene que cubrir en ese momento.

El cambio de compañía eléctrica es una gestión muy sencilla, que no supone ningún coste porque es gratuita y donde el plazo para el cambio también se establece entre 15 a 20 días hábiles.

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar

Autor de la página web Alfonso Fernández es experto en mercados eléctricos y de gas natural.