Tarifas de luz día y noche

La “tarifa de día y noche” de luz es aquella que se conocía anteriormente como “tarifa nocturna” y que en 2008 pasaría a llamarse “discriminación horaria” siendo una modalidad más que el cliente podía contratar con la comercializadora.

Tarifa discriminación horaria

Las tarifas con discriminación horaria son aquellas que distinguen el precio entre las horas diurnas de las nocturnas. El precio del kilovatio hora (kWh) es más barato durante las horas de noche frente a las del día donde se incrementa considerablemente. Existen varios tipos de discriminación horaria que son las siguientes:

Franjas de la discriminación horaria (DH)
 
 
  • Las tarifas con discriminación horaria en dos periodos son aquellas que dividen el día en dos tramos horarios.
  • Las tarifas con discriminación horaria en tres periodos incluyen una franja horaria a la anterior modalidad de tarifa nocturna.
Franjas de la discriminación horaria (DH)
 

La franja supervalle es la más barata porque incluye las horas de madrugada. La franja valle determina las horas de la noche y sigue siendo más barata que las horas del día. La franja punta es la más cara de todas porque es cuando más gente consume electricidad.

Precio de luz en día y noche

Los precios de la discriminación horaria pueden variar dependiendo de la comercializadora que los ofrezca, pero todos los consumidores deben tener en cuenta que el kWh siempre será más económico por la noche en comparación con el día y deben percatarse de otros aspectos antes de contratar la tarifa.

Todos los usuarios deberían fijarse en el precio del término de potencia, aquel que representa la potencia eléctrica contratada por el cliente y que será la parte fija que se deberá pagar en la factura. La mayoría de compañías tienen como referencia el precio de la tarifa de último recurso, pero aplican descuentos que rebajan este término y suponen un ahorro para el consumidor.  

En cuanto al término de consumo, el precio del kWh siempre será más económico durante la noche, a diferencia del día. Sin embargo, la mayoría de compañías de luz aplica también descuentos sobre estos precios buscando que los consumidores ahorren con la discriminación horaria. Todos aquellos usuarios que realicen más de un 33% del consumo por la noche conseguirán este propósito.

Tarifa diurna de luz

La tarifa más contratada por los consumidores es aquella donde el precio del kWh es igual para todas las horas del día. Al no realizarse distinción entre las horas diurnas frente a las nocturnas, el cliente podrá utilizar la electricidad a cualquier hora, ya que el importe a pagar siempre será el mismo.

  • Tarifas de último recurso (TUR) que son aquellas que están reguladas por el Gobierno, el cual se encarga de fijar no solo el precio de la potencia eléctrica sino también de la energía consumida y que facilitarán las comercializadoras de último recurso.

  • Las tarifas de mercado libre no tienen un precio estipulado aunque la gran mayoría toman como referencia la TUR y aplican descuentos permitiendo un mayor ahorro para el consumidor.

Los aumentos en la factura de la luz incitan al consumidor a buscar compañías más baratas, que ofrezcan mejores descuentos y que les permitan cambiar a otra tarifa. Para ello, siempre es recomendable utilizar un comparador de luz, que ayudará al cliente a decidir cuál es la más económica basándose en sus datos de consumo. Sin embargo, existen muchos otros clientes, que también puede recurrir al cambio mientras realizan otra gestión:

Tu potencia contratada influye en tu factura

Las tarifas diurnas son muy recomendables para todas aquellas personas que no pueden realizar un consumo elevado por la noche, donde los descuentos ofrecidos pueden ser más interesantes, que si disponen de una tarifa con discriminación horaria.

Autor Mercedes

MercedesMercedes es redactora en comparadorluz.com

 

 

 

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar