Contratar más potencia eléctrica

El cliente que quiera realizar un aumento de potencia eléctrica con su comercializadora debe asegurarse de cuál es la más recomendable. Este aspecto es importante, no solo porque aumenta el precio de la electricidad sino porque la instalación puede no estar preparada y puede necesitarse un nuevo Boletín Eléctrico.

¿Qué es el Boletín Eléctrico?

El Boletín Eléctrico es un certificado donde se detallan las especificaciones de la instalación eléctrica, los requisitos necesarios para el suministro eléctrico y también la potencia contratada máxima que se puede suscribir con la comercializadora.

Esta documentación es necesaria para tramitaciones como dar de alta la luz o si el consumidor necesita aumentar el término de potencia que tiene contratado. Generalmente, este certificado tiene una duración de 20 años y es solicitado por la distribuidora en cualquiera de estos casos.

El usuario que requiera de un Boletín Eléctrico debe ponerse en contacto con un electricista autorizado, que se encarga de ver el tipo de instalación que tiene y finalmente se encarga de expedirlo. Debe ir firmado por el instalador y también con el sello correspondiente.

¿Por qué aumentar la potencia eléctrica?

Un consumidor sabe que tiene un término de potencia insuficiente cuando el Interruptor de Control de Potencia (ICP), que es el limitador de potencia que tiene que estar instalado en cada vivienda salta con frecuencia cortando el suministro de electricidad momentáneamente.

En estos casos, el cliente necesita más potencia de la que tiene actualmente contratada y debe ponerse en contacto con la comercializadora para gestionar el aumento. Siempre se debe tener presente que solo se permite un cambio de potencia contratada al año.

¿Cuánta potencia eléctrica contratar?

Para solicitar un aumento en el término de potencia es recomendable conocer cuál es el más adecuado en ese momento. La potencia no será la misma para cada cliente puesto que depende de los siguientes aspectos:

  • Los aparatos eléctricos de la vivienda y cuántos están conectados simultáneamente.
  • La cantidad de personas que habitan en el domicilio.
  • La utilización de cada electrodoméstico.

Lo más recomendable es calcular la potencia eléctrica que se tiene que contratar. Para ello, lo más recomendable en la mayoría de casos es emplear cualquiera de estas opciones, puesto que ambas son válidas aunque una es más precisa que otra:

  • Calculadoras de potencia eléctrica que estiman el término adecuado.
  • Electricistas autorizados que realizan una valoración de la potencia contratada aunque se debe pagar unos honorarios al técnico que se acerque al piso.

Potencias eléctricas normalizadas

El cliente que quiera elevar su potencia eléctrica tiene que ajustarse a las potencias normalizadoras, que son las mismas para todas las comercializadoras y que tienen unos parámetros establecidos. Los términos de potencia que se pueden contratar actualmente son los siguientes:

Lo realmente importante es saber si la instalación es monofásica o trifásica. La primera solo cuenta con una única corriente alterna mientras que la segunda se divide en tres corrientes alternas.

TIPO DE POTENCIA CONTRATADA POTENCIA MONOFÁSICA (230V) POTENCIA TRIFÁSICA (230/400V)
TARIFA 2.0

 

  • 3,45 kW
  • 4,6 kW
  • 5,75 kW
  • 6,9 kW
  • 8,05 kW
  • 9,2 kW
  • 3,464 kW
  • 5,196 kW
  • 6,928 kW
TARIFA 2.1
  • 10,35 kW
  • 11,5 kW
  • 14,49 kW
  • 10,392 kW
  • 13,856 kW
TARIFA 3.0
  • Más de 15 KW
  • Más de 15 KW

Coste subir potencia eléctrica

Aumentar la potencia eléctrica tiene un coste para todos los usuarios, dado que se tienen que pagar una serie de derechos a la distribuidora de su zona y todo esto se detalla en la factura de electricidad. Este importe proviene del pago de tres derechos vinculados a esta gestión:

Estos derechos siempre deben pagarse cuando se incrementa la potencia contratada en una vivienda. El cliente debe seguir la fórmula expuesta arriba y aplicar los kilovatios (kW) que aumento por el precio que se indica a continuación:

  • Los derechos de extensión son 17,37€/kW + IVA.
  • Los derechos de acceso son 19,40€/kW + IVA.
  • Los derechos de enganche son 9,04€ + IVA.

Ahorrar cuando subo la potencia de luz

Siempre que se aumenta la potencia eléctrica en una vivienda, se eleva el importe que paga por el suministro de electricidad, independientemente de que se efectúe consumo o no. Lo más recomendable es buscar una tarifa que le ofrezca nuevos descuentos, que le permitan ahorrar en la factura de luz y evitar un incremento excesivo de la misma.

El cambio de compañía eléctrica se puede llevar a cabo junto con el cambio de potencia dado que se necesita la misma información. De hecho, la nueva comercializadora no cobra ningún importe por el cambio, sino que solo tiene que abonar los derechos por el aumento de potencia.

Datos para aumentar potencia electricidad

Para aumentar la potencia eléctrica, el cliente solo tiene que ponerse en contacto con la comercializadora y facilitar la siguiente documentación al operador que se encargue de tramitar su nueva contratación:

  • Datos del titular del suministro eléctrico.
  • Potencia contratada y hasta cuál quiere aumentar.
  • Código Universal del Punto de Suministro (CUPS). Aparece en la factura de luz.
  • Cuenta bancaria donde domiciliar el pago.

La distribuidora se encarga de mandar a un técnico a la vivienda, que se encarga de cambiar el ICP del contador para ajustarla a la potencia necesitada y no se le debe pagar nada en ese momento. La tramitación tiene un plazo estimado de 15 a 20 días hábiles.

Autor

Jaime Arbona Jaime Arbona Palancar es experto en el mercado de la electricidad y de los comparadores online.

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar