Termino de consumo

termino-consumo

El consumo es una de las partidas principales de la factura de energía, pero se puede reducir su impacto económico de diferentes formas.


Qué es el término de consumo

El consumo es la parte del recibo referente a la energía consumida durante el período de facturación. Cuanta mayor demanda de energía realicemos, mayor será el importe a pagar en los recibos. Las empresas de energía ofertan planes de precios con el precio del kWh (término variable o consumo) reducido gracias a descuentos promocionales para atraer a los usuarios.

Cómo se mide el consumo

El consumo se mide de distinta dependiendo de la energía que se esté utilizando, razón por la que vamos a especificar cómo en cada caso y así comprender si gastamos más o menos, dependiendo de ello.

  • En el caso de la electricidad, el consumo se mide y es facturado en kWh.
  • En el caso del gas natural, el consumo se mide en metros cúbicos (m³) mientras que es facturado en kWh. Para ello se emplea una tasa de conversión del 11.73kWh por cada m³ consumido.

Cómo estimar el consumo de luz y gas

Estimar el consumo es útil para conocer la demanda de energía anual que tiene un punto de suministro y, de este modo, valorar de mejor manera qué tarifa y compañía contratar. El estimador de consumo es una aplicación gratuita que, entre otros datos, facilita un consumo orientativo anual para cada punto de suministro, así como la cantidad de kW que serán necesarios para la parte fija de la factura (también conocido como término de potencia).

Cómo reducir el consumo de luz y gas

Existen diferentes maneras de ahorrar en el consumo energético simplemente modificando la forma en la que se realiza la demanda de electricidad y gas natural. Esto se denomina “hábitos de consumo” y, adaptarlos a diferentes consejos de eficiencia energética, harán que se reduzca en gran medida el coste de la factura final.

  • Ahorrar en gas natural
  • Terminar de cocinar con el calor restante al apagar la cocina.
  • Utilizar la calefacción entre los 21 y los 23ºC
  • Velar por el aislamiento de la vivienda de modo que se eviten los escapes de calor.

Cómo cambiar de tarifa de luz y gas

El cambio de tarifa de luz y gas, y de compañía si es necesario, es un derecho de todo cliente que surje tras la liberalización del mercado energético.

Todos los clientes de suministro energético pueden acceder a este cambio, el único inconveniente lo tienen los usuarios que dispongan de un compromiso de permanencia firmado con su actual compañía, caso en el que deberán abonar la diferencia de la energía no consumida durante el período firmado a modo de penalización.

El proceso de cambio de tarifa y/o compañía es muy sencillo y se puede iniciar por teléfono, contactando con la empresa que comercialice el plan de precios que quiere suscribir. Para llevar a cabo la gestión será necesario disponer de los siguientes datos y documentos:

  1. Datos referentes al titular del suministro.
  2. Número de referencia de la cuenta bancaria del titular.
  3. Dirección donde se ubica el punto de suministro.
  4. Código Universal del Punto de Suministro (CUPS).
  5. Peaje de acceso de gas natural o potencia eléctrica contratada.

Cuál es la empresa más barata de luz y gas

No existe una empresa que sea la más económica para la electricidad ni para el gas natural. Cada compañía dispone de unos planes de precios diferentes al resto y es responsabilidad de los clientes consultar y estudiar cuál es la que le ofrece mejores condiciones.

Esta tarea es sencilla gracias al comparador de tarifas de luz y gas, una herramienta que realiza el trabajo de manera completamente gratuita.

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar

Autor de la página web Alfonso Fernández es experto en mercados eléctricos y de gas natural.