Calcular la potencia eléctrica

¿Cuánto potencia necesitas?

La potencia eléctrica se puede definir como el flujo de energía que permite tener una serie de electrodomésticos conectados en un mismo momento. El consumidor deberá calcular la potencia necesaria en su vivienda para evitar que salte el Interruptor de Control de Potencia (ICP) y que corte el suministro eléctrico momentáneamente.

Calcular la potencia eléctrica es un aspecto muy importante que el usuario debe llevar a cabo cuando va a dar de alta la luz o simplemente quiere cambiar la potencia contratada de su domicilio. Esta valoración se podrá llevar a cabo de las dos maneras que se exponen a continuación:

  • Un electricista autorizado puede calcular la potencia necesaria en la vivienda.
  • Existen aplicaciones que calculan el término de potencia adecuado para el cliente basándose en los electrodomésticos. Está modalidad solo es orientativa puesto que cada aparato consumirá una potencia distinta.

¿Cómo calcular la potencia eléctrica que necesito?

El cliente que quiera calcular su potencia eléctrica deberá saber que dependerá de muchos factores y que no será la misma para cada vivienda. Sin embargo, una persona puede “estimar” su potencia basándose en sus aparatos eléctricos, al igual que hacemos en los siguientes ejemplos:

  • El primer ejemplo se basa en una vivienda convencional, donde no se dispone de calefacción o aire acondicionado, y cuenta con los siguientes electrodomésticos conectados:
     

    La potencia eléctrica resultante de 4,8kW en la tabla será con todos los electrodomésticos conectados. Generalmente, los usuarios no suelen enchufar todos estos aparatos en un mismo momento, y la potencia podría ser inferior a la especificada en el cuadro. Los datos reflejados serán orientativos y dependerán del tipo de vivienda.

  • El segundo ejemplo se basará también en una vivienda normal, pero en esta ocasión no solo contará con los electrodomésticos sino también con la calefacción eléctrica, lo que implicará un término de potencia mayor.
     

    Los consumidores que dispongan de una vivienda con calefacción eléctrica necesitarán un término de potencia mayor. Los datos serán orientativos porque dependerán de cada aparato y de cuántos tendrá conectados el cliente en un mismo momento.

  • El último ejemplo está basado en una vivienda con todos los aparatos eléctricos convencionales, pero no dispone de calefacción dado que es por gas, aunque sí aire acondicionado que puede utilizar en los meses de verano.
     

    Las viviendas que tengan aire acondicionado podrían necesitar una potencia similar a la que refleja el cuadro de arriba. Sin embargo, todo dependerá de la utilización de los mismos y sobre todo de si están conectados a la misma vez. 

El cliente que quiera variar su potencia contratada podrá orientarse a través de estos gráficos, mediante una calculadora eléctrica o con un electricista autorizado que le plantee cuál será la adecuada. Conocer este dato le servirá no solo para saber cuál debe contratar sino también para comparar las diferentes tarifas del mercado eléctrico e incluso estimar el consumo para buscar la mejor oferta de la comercializadora más barata

¿Para qué calcular la potencia eléctrica de una vivienda?

La evaluación de la potencia contratada dependerá de la gestión que quiera realizar el cliente y también dependerá del término de potencia que admita la propia instalación eléctrica. Este procedimiento se utiliza en los siguientes casos:

  • Cuando se contrata la electricidad en una vivienda nueva o que ya tuvo suministro anteriormente.
    • En estos casos, la potencia será importante porque de ella dependerán los derechos que tendrán que pagar el consumidor, y que abonará en la primera factura eléctrica.

  • A la hora de aumentar la potencia contratada porque si se excede podría ser un gasto innecesario para el consumidor.
    • Si la potencia que se quiere contratar es superior a la permitida en la instalación se necesitará un Boletín Eléctrico nuevo.
  • Para reducir la potencia eléctrica también es necesario una estimación de este concepto. Si se redujera demasiado el término de potencia podría saltar el ICP y cortar el suministro de luz.
    • Solo se puede realizar un cambio de potencia al año.

Autor Mercedes

MercedesMercedes es redactora en comparadorluz.com

 

 

 

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar