Llama a Webenergía

91 198 06 07

Discriminación horaria (tarifa nocturna)

La tarifa nocturna se estableció en España en el año 1983, siendo una tarifa donde el precio del kilovatio hora (kWh) era más barato durante las horas nocturnas frente a las diurnas y permitía a los consumidores ahorrar en la factura de la luz. Sin embargo, el 1 de julio de 2008 se cambió por la que actualmente se conoce como tarifa con discriminación horaria y que conllevó una serie de cambios.  

Franjas de la discriminación horaria (DH)
 
 

La nueva tarifa denominada con “discriminación horaria” aumentó el recargo sobre las horas punta, siendo más caro que su antecesora e incrementando el kWh de un 3% hasta un 35% en el precio. También se modificó el horario ampliando las horas valle (nocturnas) frente a las puntas (diurnas).

¿Qué es la discriminación horaria?

La discriminación horaria es un tipo de tarifa eléctrica que se caracteriza por reducir el precio del término de consumo en las horas de noche y aumenta este importe en las horas del día. Es una tarifa disponible tanto para tarifas de mercado libre como para la Tarifa de Último Recurso (TUR) y todos los consumidores podrán acogerse a ella.

Esta tarifa nocturna será recomendable para aquellos usuarios que consuman más de un 33% de la energía durante la noche, pero si el cliente no puede realizar ese consumo en las franjas horarias estipuladas, lo más recomendable es utilizar una tarifa normal (2.0A) que será más rentable para él.

Tu luz al mejor precio

Tipos de tarifas con discriminación horaria

Estas tarifas con discriminación horaria tienen dos tipos de modalidades que se especifican a continuación:

  • Discriminación horaria en dos periodos (valle y punta).
  • Discriminación horaria en tres periodos (supervalle, valle y punta).

El consumidor en ningún momento tendrá que cambiar la potencia contratada de su vivienda, ya que la tarifa nocturna puede contratarse con todas las potencias normalizadas y el usuario tendrá que solicitarla al dar de alta la luz.

Las tarifas que disponen de discriminación horaria en dos periodos son las tarifas 2.0DHA y las tarifas 2.1DHA que se caracterizan por dividirse de la siguiente manera:

 

Esta tarifa tiene un horario que delimita las horas del día frente a las de noche y que se encontrará dividido entre verano e invierno.

 

  • Discriminación horaria en dos periodos
    • Periodo valle donde el precio del kWh es más barato en las horas nocturnas.  
    • Periodo punta delimitado en las horas diurnas y la franja horaria más cara.
    • Horario de invierno.
      • Horas valle englobadas entre las 22:00 hasta las 12:00.
      • Horas punta recogidas desde las 12:00 hasta las 22:00.
    • Horario de verano.
      • Horas valle delimitadas desde las 23:00 hasta las 13:00.
      • Horas punta acotadas entre las 13:00 hasta las 23:00.

La discriminación horaria en tres periodos se contrata en tarifas 2.0DHS, tarifas 2.1DHS y en todas las tarifas 3.0. Esta modalidad de tarifa se divide de la siguiente forma:

 

Este tipo de discriminación horaria no divide su horario así que tendrá el mismo durante todo el año.  Y se estructurará de la siguiente manera:

 

  • Discriminación horaria en tres periodos
    • Franjas supervalle que se caracterizan por ser el periodo más barato de la tarifa.
    • Franjas valle donde el precio sigue siendo más barato con respecto a las tarifas normales.
    • Franjas punta donde el precio del kWh es más caro que en el resto de periodos horarios.
    • Horas supervalle delimitadas desde la 01:00 hasta las 07:00.
    • Horas valle comprendidas entre las 23:00 hasta las 01:00 y desde la 01:00 hasta las 07:00.
    • Horas punta englobadas desde las 07:00 hasta las 23:00.

¿Cómo cambiar una tarifa normal a discriminación horaria?

Los consumidores pueden cambiar las tarifas normales por la modalidad con discriminación horaria sin ningún problema. Se recomienda a los usuarios utilizar un comparador de luz que muestre las mejores tarifas nocturnas y que permita al cliente elegir la que más le conviene. Esta tarifa será recomendable para aquellas personas que consumen más de un 33% en las horas nocturnas.

Para realizar el cambio, el titular del suministro debe ponerse en contacto con la compañía actual o con la nueva y solicitar el cambio. La propia comercializadora se encargará de realizar todos los trámites que son gratuitos.

Si un consumidor quiere cambiar de una tarifa normal a una con discriminación horaria tendrá que cambiar el contador de luz. Esto se debe a que la tarifa nocturna distingue varias franjas horarias y se debe contabilizar el consumo que se realiza en cada una de ellas.El usuario solo tendrá que solicitar el cambio, siendo la comercializadora quien se ponga en contacto con la distribuidora y ésta realizará el cambio de contador por el nuevo.

Autor Mercedes

MercedesMercedes es redactora en comparadorluz.com

 

 

 

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar