Energy Call
Energy Call

¡Selectra te ayuda con tus gestiones de luz y/o gas!

Nuestros expertos en energía te resolverán todo el proceso para que no tengas que preocuparte de las gestiones. Así de fácil!

 

(lun-viernes 8h-22h, sábado 9h-21h, domingo 10h-19h)

Dar de baja el contrato de luz, ¿cómo y cuándo hacerlo?

Dar de baja la luz es un trámite que debe realizarse en aquellas viviendas o locales deshabitados por un largo periodo de tiempo. Descubre cómo solicitar la baja de tu contrato de luz, cuánto cuesta y en qué plazo se hará efectiva.


¿Cómo dar de baja la luz?

Dar de baja el contrato de luz es una gestión que todo cliente puede realizar en su vivienda o local una vez que no necesite este suministro. Solicitar la baja de luz es un trámite sencillo que podrá realizar única y exclusivamente el titular del contrato, poniéndose en contacto con su comercializadora. Podrá hacerlo a través de distintas vías:

  • Vía telefónica (la llamada será grabada)
  • Formulario online de cese de contrato
  • Email con un escrito de cese realizado por el titular
  • Fax con escrito de cese
  • Vía presencial: solicitud de baja en una de las oficinas más cercanas

Al tramitar la baja de luz, se solicita no solo el cese del contrato con la comercializadora, sino también el cese del contrato con la distribuidora eléctrica correspondiente. Por ello, una vez que se haya tramitado la baja, un técnico de la distribuidora deberá acercarse a la vivienda o local para retirar o precintar el contador de luz.

Retirada del contador El técnico de la distribuidora procederá a retirar el contador de luz, siempre y cuando el aparato de medida sea propiedad de la misma y el cliente lo tenga en alquiler. En el caso de que el contador sea propiedad del usuario, la distribuidora no lo retirará, sino que simplemente lo precintará.

  • ¿Cómo dar de baja la luz con tu compañía?
  • Dar de baja la luz con Endesa
  • Dar de baja la luz con Iberdrola
  • Dar de baja la luz con Naturgy

¿Cuándo dar de baja la luz?

Dar de baja la luz es una gestión fácil y sencilla que normalmente debe realizarse cuando una vivienda o local no va a ser habitada o utilizado por un gran periodo de tiempo. Así, si la casa va a estar vacía durante una larga temporada, la mejor opción es solicitar la baja del contrato.

Sin embargo, si la vivienda va a seguir siendo habitada pero por otros dueños o inquilinos, dar de baja el contrato de electricidad no es la mejor idea. En estos casos, bastaría con realizar un cambio de titular, trámite 100% gratuito.

¿Cuánto cuesta dar de baja la luz?

Dar de baja la luz es una gestión gratuita, que puede realizarse tantas veces como el cliente necesite. Sin embargo, es importante comprobar previamente que el contrato no establece compromiso de permanencia y, si lo establece, comprobar que ya se ha superado dicho periodo.

En el caso de no haber cumplido el periodo de permanencia estipulado, el usuario deberá abonar una penalización económica por finalizar el contrato antes de tiempo. El importe de dicha penalización aparecerá reflejado en los términos y condiciones del contrato.

Es importante señalar que una vez que el suministro se haya dado de baja, para volver a disfrutar del mismo, será necesario reactivarlo con el coste que ello conlleva. Así, el cliente tendrá que abonar los denominados derechos de alta a través de la primera factura de luz tras la reactivación.

El precio de reactivar el suministro eléctrico dependerá directamente del tiempo que haya permanecido de baja y de la potencia contratada por el usuario.

Requisitos para dar de baja la luz

Una vez que el cliente se ponga en contacto con su comercializadora para solicitar la baja de su contrato de luz, tendrá que aportar a la misma una serie de datos. Sin ellos, no será posible continuar con el trámite. Entre los datos a aportar se encuentran:

  1. Datos del titular: nombre, apellidos y DNI
  2. Datos de contacto del titular: email y teléfono
  3. Dirección exacta del punto de suministro
  4. Código Universal del Punto de Suministro (CUPS)
  5. Datos bancarios: número de cuenta aportado para el cobro de las facturas

Cuando se aporten los datos requeridos, la comercializadora procederá a gestionar la baja del contrato junto con la distribuidora eléctrica de la zona.

Plazo para realizar la baja de luz

Desde que el titular del contrato solicita el cese del mismo hasta que finalmente se produce la baja del suministro eléctrico puede trascurrir un periodo de hasta 15 días. Todo dependerá de los plazos marcados por la comercializadora y distribuidora.

Como se ha señalado anteriormente, para hacer efectiva la baja de luz, un técnico de la distribuidora eléctrica de la zona debe desplazarse hasta el punto de suministro para retirar o precintar el contador de luz. Para ello, previamente tendrá que contactar con el usuario y concertar una cita.

Cuando el técnico de la distribuidora proceda a retirar el contador de luz, el titular del contrato o una persona mayor de edad que se haga responsable de dicho trámite, deberá estar presente. En esa misma visita, también se realizará una última lectura del contador antes de efectuar la baja.

¿Dar de baja la luz o cambiar de titular?

Dar de baja la luz no siempre es la opción más correcta, y es que en determinadas situaciones es mejor realizar otro tipo de trámites con el contrato que a futuro serán más beneficiosos para el usuario.

En casos donde se produce la compra o alquiler de una vivienda, la mejor opción para el que entra a vivir en el inmueble, ya sea como propietario o como inquilino, es realizar un cambio de titular. Se trata de una gestión 100% gratuita que no generará futuros costes, a diferencia de la baja de luz.

El cambio de titular es una de las mejores opciones ante la compra o alquiler de un inmueble, ya que la gestión se realizará de manera fácil y sencilla y el nuevo habitante de la vivienda contará con suministro eléctrico. De esta manera, no tendrá que solicitar el alta de luz y abonar el precio correspondiente a dicha gestión.

Al realizar el cambio de titular, los derechos y responsabilidades derivados del contrato estarán a nombre del nuevo propietario o inquilino del inmueble. Por lo tanto, el anterior titular dejará de tener responsabilidad sobre ese punto de suministro.

¿Dar de baja la luz o cambiar de compañía?

Es importante destacar que si el cliente lo que quiere es realizar un cambio de compañía, debe saber que no será necesario solicitar la baja de luz a su comercializadora. Simplemente, deberá ponerse en contacto con la compañía que desee y contratar la tarifa de luz que mejor se adapte a sus necesidades.

La comercializadora se pondrá en contacto con la anterior compañía del cliente y gestionará el cambio sin que el usuario tenga que ocuparse de la gestión. Al realizar un cambio de compañía, la vivienda nunca se quedará sin suministro eléctrico, es decir, no se producirá ningún corte.

No es necesario solicitar la baja del contrato de luz para cambiar de compañía, ya que la vivienda o local se quedará sin suministro eléctrico y para volver a contar con el mismo, será necesario abonar los derechos de alta.

Actualizado a
91 198 06 07
Envia tu factura