Aumentar la potencia contratada Endesa

Energy Call

¡Selectra te ayuda a cambiar la potencia de tu vivienda!

Descubre todos los factores a tener en cuenta en tus facturas y ¡Empieza ahorrar con el comparador de Selectra!

(lun-viernes 8h-22h, sábado 9h-21h, domingo 10h-19h)

Logo de Endesa

Aumentar la potencia contratada es un trámite fácil y sencillo que el usuario puede hacer a través de Mi Endesa, oficina virtual de la compañía. Infórmate de su coste y qué documentos necesitarás para ello.


¿Cómo aumentar la potencia contratada con Endesa?

La potencia eléctrica contratada determina la cantidad de energía que puede consumirse en un mismo momento en una vivienda o local. Ésta se mide en kilovatios (kW) y aparece reflejada en la factura de luz bajo término de potencia.

A la hora de dar de alta la luz, el usuario debe determinar la potencia que necesita su vivienda, contratando así la adecuada a sus hábitos y necesidades de consumo eléctrico. Sin embargo, si sus necesidades cambian puede proceder a aumentar la potencia contratada, trámite que puede gestionar directamente con su comercializadora.

El cliente puede subir la potencia contratada con Endesa a través de la oficina virtual de la compañía, Mi Endesa, en tan solo cinco sencillos pasos.

  1. Haz click en la sección de Contratos
  2. Selecciona el contrato en el que quieres hacer la modificación de potencia contratada
  3. Haz click en el apartado de 'Potencia y tensión'
  4. Elige la potencia eléctrica que deseas contratar y acepta los términos legales de contratación
  5. Por último, haz click en 'Guardar cambios'

¿Cómo calcular la potencia eléctrica necesaria?

El usuario puede calcular la potencia eléctrica necesaria en su domicilio de tres formas diferentes:

 Calculadora de potencia Endesa:

Endesa ofrece esta herramienta gratuita a todos sus usuarios para determinar el número de kilovatios (kW) a contratar teniendo en cuenta una serie de elementos:

  • Dimensiones de la vivienda
  • Número de electrodomésticos
  • Calefacción eléctrica o de gas
  • Número de personas que conviven en el inmueble
  • Hábitos de consumo eléctrico

 Asesoramiento de un electricista:

Un profesional se desplazará a la vivienda y determinará el término de potencia necesario en ella. Su visita tendrá un coste para el cliente, pero su valoración es más fiable que la estimación obtenida por la calculadora de potencia.

 Suma de la potencia de electrodomésticos:

Esta opción requiere más tiempo del usuario que las anteriores, y es que éste deberá ir sumando uno a uno la potencia de todos sus electrodomésticos para determinar así cuantos kilovatios contratar.

¿Cuánto cuesta subir la potencia eléctrica con Endesa?

Aumentar la potencia contratada con Endesa tiene un coste para el cliente, que deberá abonar el importe correspondiente a la distribuidora eléctrica de su zona. El importe será abonado a través de la primera factura de luz tras el cambio de potencia.

El precio de aumentar la potencia con Endesa depende del número de kilovatios (kW) contratados y aparecerá reflejado en la factura bajo los siguientes conceptos.

  1. Derechos de extensión:17,37€/kW + IVA
  2. Derechos de acceso:19,40€/kW + IVA
  3. Derechos de enganche:9,04€ + IVA

¿Qué documentos necesitarás?

El aumento de potencia eléctrica con Endesa se hará efectivo una vez que el usuario haya entregado a la compañía una serie de datos tanto personales como del punto de suministro.

  • Documentación para aumentar la potencia con Endesa:
  • Datos del titular: nombre, apellidos y DNI
  • Potencia eléctrica anterior
  • Potencia eléctrica nueva
  • Boletín Eléctrico, también denominado Certificado de Instalación Eléctrica
  • Datos bancarios

¿Puedo aumentar la potencia con Endesa tantas veces como quiera?

Todos aquellos clientes de Endesa que realicen un cambio de potencia eléctrica, ya sea un aumento o una reducción, deben saber que la distribuidora eléctrica de la compañía solamente les permitirá hacer un único cambio al año.

Por este motivo, es muy importante que el usuario se haya asesorado antes de cambiar el número de kilovatios (kW) contratados, ya que si éstos son insuficientes no podrá volver a aumentarlos en un plazo de 12 meses.